En el ejercicio de 2020 el número de puestos de trabajo en Sosmatic se duplicó en menos de seis meses. Un año lleno de desafíos y retos en muchísimos ámbitos de nuestras vidas que nos ha llevado a un escenario donde nada volverá a ser igual.

Si hacemos un ejercicio de revisionismo y nos preguntamos cuál ha sido la clave para seguir creciendo y generando puestos de trabajo en un contexto tan complicado, sin duda identificamos tres palancas clave: voluntad de ayudar, capacidad de respuesta y nuestro equipo.

 

Voluntad de ayudar y flexibilidad.

Es una realidad que la crisis del covid-19 ha sido un absoluto reto para muchísimas compañías. Trasladar oficinas en tiempos récord, replantear sus modelos de negocio, cerrar persianas durante un tiempo indeterminado… Y si algo tuvimos claro entonces – y ahora -es que en momentos de incertidumbre y miedo nuestro papel era el de hacer todo lo posible para ayudar a clientes y empresas.

Sucedió que en el contexto del distanciamiento social, el sector Contact Center y Help Desk adquirió un papel relevante pudiendo ofrecer soluciones a los nuevos retos: desde el acompañamiento en la digitalización de procesos y oficinas hasta en la creación de equipos para la externalización de servicios BPO, atención al cliente y customer support.

Durante esa época tanto clientes como nuevas empresas llegaron a nosotros pidiéndonos soluciones flexibles y en tiempos récord, y nunca dudamos en darles respuesta.

Así, nuestras soluciones siempre se basaron en la combinación de personas y tecnología.  Responder con servicios muy estratégicos y adaptados a las nuevas demandas, siempre con la visión de ayudar. Ser conscientes de aquello que podíamos ofrecer a las compañías para ayudarles a adaptarse a la situación y darlo todo después. Lo demás venía solo.

 

Capacidad de respuesta

Otra clave fue nuestra rápida capacidad de reacción, donde en 24 horas pudimos digitalizar más de 250 puestos de trabajo para que siguieran trabajando desde sus casas en el confinamiento. Aquí sin duda nos aventajó muchísimo nuestro conocimiento tecnológico y entran claves como las bondades de la nube, una buena infraestructura y un trabajo por parte del departamento de Recursos Humanos y Responsables de equipos excepcional.

No se trata de un proceso sencillo, ya que se deben tener en cuenta aspectos muy importantes como la seguridad, la velocidad y la calidad de conexión, el mantenimiento de los flujos de trabajo y de los procesos de gobierno del servicio. Además del ámbito técnico, para Sosmatic es vital el cuidado de las personas. Ha sido evidente que un cambio tan drástico afecta a las personas y no queríamos dejar de lado el cuidado del lado humano de nuestros servicios.

 

Talento interno

El talento fue el ingrediente secreto de nuestro crecimiento. Por un lado, fue clave contar con un equipo preparado, motivado y comprometido.  Y continuar trabajando en todo ello durante la pandemia a través de un plan de seguimiento desarrollado por Recursos Humanos que hacía especial énfasis en las emociones y sentimientos de los equipos.

Por otro, la creación de más de 200 puesto de trabajo nuevos en menos de un año, la mayoría nacidos en pleno confinamiento. Aquí fue clave cómo el departamento de Recursos Humanos se adaptó a la transformación que se estaba viviendo y adaptó los procesos de captación, desarrollo y retención de talento al contexto del teletrabajo sin perder la esencia de nuestra compañía.

Gracias a todo ello, podemos afirmar que en este año hemos alcanzado la cifra de 500 empleados, sin que este crecimiento haya afectado a nuestros niveles de servicio y la calidad percibida por nuestros clientes.

Así, flexibilidad, capacidad de respuesta y talento fueron las tres claves de nuestro crecimiento y hoy, más que nunca,. queremos dar las gracias: